Las mejores postales de la celebración de los pilotos del Dakar en la meta

El británico Sam Sunderland (KTM) ganó este sábado el Dakar en motos, mientras que el francés Stéphane Peterhansel (Peugeot) se consagró campeón por decimotercera vez, la séptima en coches.

Una multitud de fanáticos recibió embelesada a los pilotos que arribaron a la meta de la trigésimo novena edición del Rally Dakar 2017, que terminó este sábado su recorrido en Buenos Aires, tras pasar por Paraguay y Bolivia.

Aunque el caucho quemado se conjugó con más de 30 grados de temperatura, la gente se agolpeó desde las 2 de la tarde en la Avenida del Libertador, una ancha arteria de la zona norte de la capital argentina.

La multitud se dividió entre fanáticos de la competencia, que portaron carteles y remeras alusivas, y los ocasionales curiosos, que hicieron de la llegada del noveno Dakar sudamericano su paseo al aire libre en un sábado de verano.

Felicidad total. La sensación de felicidad de los pilotos que llegaban era la misma y poco importaba el puesto que habían conseguido. Y no era para menos. Habían batido al destino, a la naturaleza y a la mecánica.

Esa felicidad parecía replicarse en un público que se colgó de las vallas y alientó a todos, desde un corredor portugués llamado Joaquín Rodríguez, que estaba feliz de debutar con éxito en la competencia, hasta el multicampeón Stephane Peterhansel, que alcanzó la cifra de siete títulos en autos (2004, 2005, 2007, 2012, 2013, 2016 y 2017) y otros seis en motos (1991, 1992, 1993, 1995, 1997 y 1998).

Los niños parecían considerar superhéroes a los pilotos del rally Dakar. "Me acaba de pedir que le compre una moto. ¿Cómo le explico?", dijo Julián Coletti, de 26 años, mientras vigilaba de cerca a su sobrino Mateo, que con ocho años miró embelesado el paso de las motos, los cuatriciclos, los camiones y los autos.

Los ganadores. El motociclista británico Sam Sunderland (KTM) ganó este sábado su primer Dakar, mientras que el francés Stéphane Peterhansel (Peugeot) se consagró campeón por decimotercera vez, la séptima en coches, de la carrera de rally más difícil del mundo.

Para el británico Sam Sunderland (KTM), de 27 años, es una primera victoria en motos, después de dos intentos que terminaron en abandonos en 2012 y 2014. Con información de EFE y AFP.

 

Así fue el festejo de los pilotos acabada la última etapa de la competencia. | Fuente: YouTube Dakar


¿Qué opinas?