Pamela sufre de esta mal de manera recurrente. | Fuente: Shutterstock

Vivir con ardor: la historia de una paciente recurrente de infección urinaria

Después de las respiratorias, las infecciones urinarias son las más frecuentes.

¿A quién no le ha pasado? De repente tienes una urgencia constante de ir al baño y sientes picazón, incluso dolor al orinar. Pamela Campana es recepcionista y sufre de esta mal de manera recurrente. “A veces se me quitan rapidísimo con antibióticos y otras veces las molestias me duran casi 10 días”, cuenta. Por lo regular, la enfermedad aparece en su vida cada tres meses y los médicos mencionan que una las razones puede ser su rutina laboral. “Paso más de nueve horas sentada en la misma posición", confiesa. 

Según Luis Velarde, jefe del departamento de urología del Hospital Edgardo Rebagliati, la inmovilidad es uno de los factores por lo que se produce la cistitis. “La falta de higiene en los genitales, sobre todo al tener relaciones sexuales y aguantarse las ganas de miccionar también influyen”, dice.

Para asegurarse de que la infección no aparezca, Pamela recibió algunos consejos que pueden ser aplicados por cualquier afectada. “Sobre la higiene me dijeron que debo bañarme solo una vez al día. Si me lavo continuamente la zona, la mucosa protectora desaparecerá y será mucho peor”, dice. También menciona que al ir al baño es importantes limpiarse de adelante hacia atrás y no a la inversa. Por último, beber ocho vasos de agua al día, limpiar bien las vías urinarias y beber jugo de naranja o piña por la mañana. “Las bebidas ácidas mantienen a las bacterias alejadas del tracto urinario”, señala.

La responsabilidad del contenido y autoría del presente artículo es de RPP.