Asteroide
La roca es estudiada con el fin de armar una estrategia de defensa planetaria ante asteroides. | Fuente: Difusión

Cada cierto tiempo, un nuevo asteroide “pasa cerca” a la Tierra a una cantidad de kilómetros que, si bien es cierto, es muy alta, es reducida en comparación a todo lo que conocemos del universo.

Uno de los nombres constantes de este grupo de rocas es Apophis, apodado así por su tamaño y por el riesgo que un grupo de científicos ha determinado: podría colisionar con la Tierra en 2029. Y ahora, este viernes 6 de marzo, hará su primer paso por el planeta, aunque de manera segura.

El Dios del Caos no colisionará ahora y es muy probable que en el futuro tampoco

El asteroide 99942 Apophis de 340 metros de diámetro pasará relativamente cerca este 6 de marzo a nuestro planeta, exactamente a 0.11 unidades astronómicas: Apophis permanecerá a una distancia de 44 veces la distancia entre la Tierra y la Luna.

Los telescopios personales pueden tener dificultades para ver Apophis debido a su debilidad, ya que solo tendrá una magnitud visual de aproximadamente 15 o 16, según EarthSky. Se necesitará un telescopio de 12 pulgadas de diámetro o más grande para detectarlo visualmente, o equipar un telescopio un poco más pequeño con una cámara sensible para procesar las imágenes para su posterior visualización.

Como ya hemos explicado con anterioridad, una unidad astronómica mide unos aproximados 150 millones de kilómetros. Para la NASA, una roca es “potencialmente peligrosa” cuando está a menos de 0.05 ua, dentro de los 7.5 millones de kilómetros, y esto no es confirmación de una colisión, sino que un cambio en su trayectoria por alguna colisión espacial (también reducidamente improbable), podría acercarlo al planeta.

13 de abril de 2029, otra fecha para observarlo

Sin embargo, la fecha central en el futuro para observarlo es el 13 de abril de 2029. En este punto, el asteroide se volverá tan brillante como las estrellas de la constelación Osa Menor y será visible de manera similar a una estrella fugaz en distintas ciudades del mundo.

La distancia a la que pasará será de 31 mil kilómetros, zona en la que algunos satélites de nuestro planeta orbitan. Sin embargo, para los científicos es un misterio el por qué un astro tan grande pase cerca de la Tierra, ya que lo común es que asteroides de cinco a diez metros hagan este recorrido.

Si bien Apophis no es una amenaza inminente para la Tierra, los científicos están ejecutando un escenario de defensa planetaria, para prepararse para una posible situación en el futuro.

Te recomendamos METADATA, el podcast de tecnología de RPP. Noticias, análisis, reseñas, recomendaciones y todo lo que debes saber sobre el mundo tecnológico. Para escucharlo mejor, #QuedateEnCasa.