Así luce la Rewire Regolith que llegó a la ISS
Así luce la Rewire Regolith que llegó a la ISS | Fuente: Redwire

¿Una impresora 3D en el espacio será de utilidad? Sí, y de mucha relevancia para el programa espacial “Artemis” y sus planes para la siguiente misión a la Luna. A través de la nave de carga Northrop Grumman Cygnus, la primera impresora 3D ha llegado a la Estación Espacial Internacional para iniciar pruebas con regolito, llamado tradicionalmente “polvo lunar”.

La impresora, desarrollada por Redwire, es capaz de consolidar este material y desarrollar proyectos que van desde herramientas hasta posibles hábitats a medida: y su implementación en bases espaciales resulta primordial para las misiones futuras a la Luna y Marte, pues no se requerirá el retorno a Tierra para la confección de estos objetos usando material obtenido de desechos.

Impresora 3D en el espacio

VIDEO: Impresora 3D Redwire Regolith | Fuente: Redwire

La impresora ha sido probada con un compuesto hecho por humanos de material químicamente similar al regolito lunar, porque las muestras reales de la luna son muy preciosas y raras. EN el caso de las pruebas, los desarrolladores encontraron que este material simulante debe estar lo suficientemente cerca del regolito lunar real para habilitar su uso en pruebas de hardware de impresión 3D. El simulante se utiliza como materia prima, se procesa y se añade a la impresora para imprimir piezas y formas útiles.

“En su estado natural, el regolito no es muy útil como material de construcción. Sin embargo, con el procesamiento y las técnicas de fabricación avanzadas, se puede utilizar para construir estructuras”, señala Redwire. “La capacidad de imprimir en 3D utilizando regolito como materia prima abre la puerta a la construcción bajo demanda de estructuras resistentes y duraderas en la superficie lunar y en otros cuerpos planetarios”.

Las piezas para la materia prima son distintas a las de las impresoras 3D convencionales
Las piezas para la materia prima son distintas a las de las impresoras 3D convencionales | Fuente: Redwire

Para la NASA, es crucial el desarrollo de esta tecnología: “La capacidad de fabricar estructuras duraderas bajo demanda utilizando materiales recolectados en el sitio de construcción tiene aplicaciones potenciales en la Tierra. Los ejemplos incluyen el desarrollo de infraestructura para mejorar la calidad de vida en áreas remotas o no desarrolladas y la construcción de emergencia en el sitio durante la respuesta a desastres naturales”.