Investigadores concluyen que las serpientes pueden formar amistades. | Fuente: Unsplash

Es común que las personas piensen que las serpientes son seres frías y solitarias. Sin embargo un estudio concluye que las relaciones con otras serpientes pueden ser más complejas de lo que se cree.

La investigación realizada por la Universidad Wilfrid Laurier en Canadá y emplearon 40 serpientes jóvenes nativas del sudeste de América del Norte (Thamnophis sirtalis sirtalis). Estos reptiles fueron colocados en un recinto con cuatro refugios separados en grupos de diez.

Durante ocho días, Noam Miller - un psicólogo comparativo - y Morgan Skinner - un estudiante graduado - observaron cómo las serpientes se deslizaban dentro y alrededor de los refugios. Dos veces al día se registraron las posiciones de las serpientes, los refugios se limpiaban de cualquier olor y se volvía a colocar a las serpientes en distintos lugares.

Llegaron a observar que incluso estos reptiles buscaban la interacción social y se juntaban en grupos de tres y ocho. Además, cuando las serpientes se juntaban en grupo, tendían a hacer lo que el grupo hacía, independientemente de su propia personalidad.

Harvey Lillywhite, ecologísta y fisióloga de la Universidad de Florida opina que estos resultados son "un comienzo significativo", y que "los comportamientos sociales de los reptiles en general, y de las serpientes en particular, son más complejos y probablemente más significativos de lo que pensábamos", dijo al medio ScienceMag.

Te recomendamos METADATA, el podcast de tecnología de RPP. Noticias, análisis, reseñas, recomendaciones y todo lo que debes saber sobre el mundo tecnológico. Para escucharlo mejor, #QuedateEnCasa.

¿Qué opinas?