La transacción incluiría las 400 estaciones de servicio asociadas a Pecsa y su negocio de comercialización de gas licuado de petróleo. | Fuente: DIFUSIÓN

La empresa Primax concretó la compra de la Corporación Pecsa, es decir de sus estaciones de servicio a nivel nacional, sus negocios de combustibles líquidos, GLP y GNV.

Confirman venta

Con esta transacción, la empresa peruana del Grupo Romero se convierte en la cadena de estaciones de servicios más grande del Perú, al contar con alrededor de 1,100 grifos. La operación en este mercado incluiría las 400 estaciones de servicio de Pecsa.

La adquisición de la cadena de venta de combustibles habría sido pactada en unos US$ 350 millones en promedio.

Menos competidores

A través de un comunicado, los accionistas de Corporación Pecsa informaron que vendieron además sus tiendas de conveniencia Viva y los lubricantes Lubrimax.

En el documento se informa la venta de un paquete mayoritario de control de la corporación, así como de sus subsidiarias: Peruana de Combustibles, Peruana de Petróleo y Peruana de Estaciones de Servicio.

Según informó el diario Gestión, el acuerdo es parte de la estrategia del grupo Pecsa para concentrarse en áreas de desarrollo logístico en el país y posicionar sus marcas Monte Azul en Mollendo (Arequipa) y Peruana de Almacenes, a través de las cuales se desarrollaran tres proyectos de almacenamiento de combustibles líquidos, carga seca, graneles y contenedores.

Esta operación significa que el primer competidor del mercado de los combustibles absorbió al tercero del sector peruano. | Fuente: ANDINA
0 Comentarios
¿Qué opinas?