Dow Jones cierra con un avance del 1,37%

Índice avanzó 145,77 puntos y finalizó en 10.753,62, en un día en que se puso fecha definitiva al final de la última recesión económica sufrida en Estados Unidos, la más larga desde la II Guerra Mundial.
Foto: Referencial
La Bolsa de Nueva York continuó con los avances logrados en lo que va de septiembre y cerró con una subida del 1,37% en el Dow Jones de Industriales, mientras los inversores mantienen su mirada puesta en la reunión mensual de la Reserva Federal de Estados Unidos sobre su política monetaria.

Ese índice, el más importante de Wall Street, avanzó 145,77 puntos y finalizó en 10.753,62, en un día en que se puso fecha definitiva al final de la última recesión económica sufrida en Estados Unidos, la más larga desde la II Guerra Mundial.

El S&P 500 también subió con contundencia en esta primera sesión de la semana, ya que escaló 17,12 unidades, hasta los 1.142,71 enteros, lo que supone un ascenso del 1,52%.

Lo mismo ocurrió con el índice compuesto que mide la evolución del mercado tecnológico Nasdaq, también con sede en Nueva York, que subió el 1,74% (40,22 puntos), y se situó en 2.355,83 unidades.

Estos avances tuvieron lugar en la víspera de que se conozca el resultado de la reunión de la Reserva Federal de Estados Unidos para repasar su política monetaria.

Los analistas creen que no se van a tocar los tipos de interés de referencia en este país, pero dudan de si el banco central estadounidense anunciará nuevas medidas para atajar la desaceleración del crecimiento de la primera economía mundial.

El avance de hoy, con el que el mercado neoyorquino dio continuidad a las tres semanas consecutivas que acumula ya de subidas, se vio fortalecido por los cálculos difundidos por el National Bureau of Economic Research (NBER).

Ese grupo de economistas con sede en Cambridge, Massachusetts, se encarga de calcular oficialmente el comienzo y fin de las recesiones en este país y hoy comunicó que la última que ha afectado a Estados Unidos concluyó en junio de 2009 y tuvo una duración de 18 meses, lo que la convierte en la más larga desde la II Guerra Mundial.

En el mercado de valores neoyorquino, uno de los sectores que más avanzó fue el energético, que subió el 1,65% después de que el petróleo subiera también un 1,62% y cerrara a 74,86 dólares por barril.

El domingo el pozo Macondo de la empresa BP se declaró oficialmente extinguido, tras cinco meses de un derrame que vertió cinco millones de barriles de crudo al Golfo de México y se convirtió en la peor catástrofe ecológica en Estados Unidos.

Las acciones de la petrolera británica que cotizan en este país subieron hoy el 1,78%, al tiempo que Exxon Mobil y Chevron, que forman parte del Dow Jones, se apreciaron el 1,27% y el 1,84%, respectivamente.

Como ellos, prácticamente todos los valores de ese índice registraron subidas, aunque las más pronunciadas fueron las de las entidades financieras American Express (4,23%), JPMorgan Chase (2,82%) y Bank of America (2,54%), el grupo especializado en reformas del hogar Home Depot (2,54%), el fabricante de maquinaria pesada Caterpillar (2,15%) y el líder mundial del aluminio, Alcoa (1,88%).

La única excepción fue la del mayor fabricante mundial de tecnología de redes informáticas, Cisco, que terminó con un descenso del 0,52%, en un día en que el conjunto del sector tecnológico subió sin embargo el 1,39%, después de que IBM anunciara la compra de Netezza por 1.700 millones de dólares.

Los títulos de IBM, la mayor compañía del mundo especializada en servicios informáticos, subieron el 1,23%, mientras que los de Netezza, especializada en almacenamiento y análisis de datos informáticos, avanzaron el 14,92% y terminaron a 28,27 dólares cada uno.

Ese último precio supera los 27 dólares ofrecidos por IBM para cerrar la compra de Netezza (que ya suponían una prima del 9,8% respecto al precio de cierre del viernes), lo que da a entender que los inversores confían en que aparezca otra compañía interesada en esta misma empresa y presente una oferta de compra más elevada.

En otros mercados, los contratos de oro más negociados en la Bolsa Mercantil de Nueva York alcanzaron hoy un nuevo récord histórico, por tercer día consecutivo, al terminar la jornada bursátil a 1.280,8 dólares por onza, al tiempo que los bonos de deuda estadounidense a diez años ofrecían una rentabilidad del 2,7%.

-EFE