Gremio de griferos advierte que venta de GNV estaría en riesgo

La Asociación de Grifos responsabilizó al Gobierno por participar en la elaboración y emisión de estas normas, que ponen en riesgo el suministro de gas natural vehicular (GNV) para Estaciones de servicio y transportistas.

Contratos leoninos consentidos por el gobierno ponen en riesgo el suministro de gas natural vehicular (GNV). | Fuente: ANDINA

La Asociación de Estaciones de Grifos y Estaciones de Servicio (AGESP) advirtió una posible interrupción de suministro de gas natural vehicular (GNV) en Lima debido a un nuevo contrato de Cálidda que busca que las estaciones de servicios paguen un monto adicional por derecho de conexión.

Contratos leoninos

AGESP señaló que el Ministerio de Energía y Minas, a través de la Dirección General de Hidrocarburos ha aprobado un nuevo contrato entre la distribuidora Cálidda y las estaciones de servicio que expenden Gas Natural Vehicular (GNV), que es lesivo y contrario a la política de Estado en materia de energía.

"Dicho contrato, aprobado vía Resolución Directoral 075-2018 –MEM /DGH, penaliza económicamente a los establecimientos que venden más GNV, pues no solamente deberá pagar el mayor consumo (como corresponde), sino que además un monto mucho mayor por un nuevo y ya anteriormente cancelado Derecho de conexión a la distribuidora", detalló.

El Comité de Gas Natural de la AGESP, indicó que esta acción desalienta la expansión y suministro del GNV, tal como es la política del gobierno.

Ventajas económicas

El gremio indicó que este nuevo contrato beneficia exclusivamente a la distribuidora de gas natural, Cálidda, pues le permite tener ingresos extraordinarios mediante la aprobación confiscatoria de los capitales de las 320 estaciones de servicio de GNV.

"Se vulneran principios jurídicos, pues por un lado, la Dirección General de Hidrocarburos interviene en temas que se encuentran bajo conocimiento del Poder Judicial: y por otro modifica retroactivamente el contrato suscrito y vigente entre Cálidda y las más de 320 estaciones de servicio, sin opinión de estas últimas", cuestionó.

La AGESP sostuvo que algunos asociados ya han sido notificados por Cálidda en el sentido que de no suscribir este nuevo “modelo de contrato” se procedería a la terminación y corte de servicio del suministro.

"Lo que implicaría que se presente un serio desabastecimiento del GNV en la ciudad de Lima y Callao, pues las estaciones no podrán atender a los miles de transportistas como taxis, colectivos, combis, buses y usuarios particulares que actualmente utilizan el GNV como combustible", dijo.

¿Qué opinas?