No le basta tener el pasaporte ruso. Gerard Depardieu afirmó que como "ciudadano del mundo" aceptaría un pasaporte brasileño si el Gobierno del país sudamericano se lo ofrece, informó la prensa digital brasileña.

"Claro que aceptaría, pues soy un ciudadano del mundo y si Brasil un día me quiere dar un pasaporte, obviamente aceptaré", declaró en Europa el actor a la edición en internet del diario O Estado de Sao Paulo.

Desde que hace un mes y medio se dio a conocer que Depardieu pensaba trasladar su residencia fiscal a Bélgica para eludir la elevada presión fiscal francesa, el actor ha estado en el centro de una polémica que se avivó el pasado fin de semana, cuando se supo que había obtenido la ciudadanía rusa.

El presidente ruso, Vladimir Putin, le concedió un pasaporte de su país después de que Depardieu dijera que quería renunciar a la nacionalidad francesa en protesta por el nuevo impuesto que el Gobierno galo prepara para los ciudadanos muy ricos.

EFE