AFP

El Barcelona llegará como líder al Vicente Calderón en unos de los choques clásicos de la liga española. Ese era el objetivo que el conjunto azulgrana se había marcado para el primer partido del año y lo cumplió con creces (4-0), con un triplete de Alexis Sánchez y otro gol de Pedro, ante un bienintencionado Elche que se lo puso muy fácil desde el principio.

Alexis abrió pronto "la lata" al rematar a bocajarro, en posición dudosa, un centro de Jordi Alba por la izquierda. Y, aunque al cuarto de hora, un zurdazo de Boakye se estrellaba en el palo de la meta defendida por Valdés, en la jugada siguiente, Pedro recogería una asistencia al espacio de Cesc para sortear la salida de Toño y marcar a placer el segundo.

La segunda parte, que no pudo empezar peor para los visitantes. Sapunaru cometió un claro penal sobre Cesc a los dos minutos de la reanudación pero Xavi, sorprendentemente envió el balón fuera en la ejecución de la pena máxima.

Sin embargo, no dio la sensación de que el Barza hubiera malogrado una clara oportunidad de sentenciar el partido, porque el choque parecía estar finiquitado desde hacía muchos minutos.

El cuadro azulgrana, tuvo una clara de Pedro, que ya no volvería a marcar pero asistió a Alexis en el tercero. El chileno volvió a desempeñar a la perfección el papel de "9" matador y redondearía su gran tarde con un golazo de falta, antes de ser sustituido por Tello y recibir la ovación del Camp Nou.

En los últimos minutos, el árbitro no señaló dos posibles penales a Iniesta y a Neymar, que salió en la recta final, y el Barcelona acabó jugando con diez cuando, con los tres cambios agotados, Bartra se retiró del campo con molestias musculares.

EFE