El arquero de León de Huánuco, Juan ‘Chiquito’ Flores, reveló que él, otros compañeros de equipo e incluso el mismo asistente técnico Jean Ferrari se reunieron con Reimond Manco para decirle que "no le permitirán más relajos".

"El otro día nos juntamos con Jean (Ferrari), ‘Coco’ (Jorge Araujo), ‘Chicho’ (Salas) y yo con Reimond en un cuarto y fuimos claros con él. (…) Le advertimos que a la primera (falta) que haga lo vamos a agarrar y le vamos a hacer callejón oscuro. No le vamos a permitir que haga tonterías", dijo Flores en Radio San Borja.

Como se recuerda, el ex-jotita llegó a Huánuco luego de que cometer una nueva indisciplina en Juan Aurich de Chiclayo, su anterior club y con el cual salió campeón en 2011.

¿Cuál fue la indisciplina? Pues según los medios impresos, llegar en estado de ebriedad a un entrenamiento del ‘Ciclón’, lo que provocó la molestia de sus compañeros y el DT Diego Umaña.

De mi parte, a la primera que haga, le voy a dar un ‘guantazo’”, añadió el experimentado guardameta.

Al final, Juan Flores reveló que el mismo Luis Guadalupe, su amigo y capitán del Juan Aurich, le reveló que Manco era incontrolable.

El otro día me llamó ‘Cuto’ y me dijo: ‘Juan, no puedo con ese muchacho, no entiende, te lo mando’ (…) Tiene que entender que con todas las condiciones que tiene puede llegar más lejos que Holanda y que acá está por demás”, sentenció.