Un triunfo que cambia poco

Pedir un pronunciamiento de Alarcón sería inocente. Está claro que le interesa poco lo que ocurre en el club, solo pensó en armar un plantel competitivo para pelear en la Copa Libertadores y ser campeón.