Al menos 22 muertos por un ataque rebelde en Filipinas

Cerca de 25.000 personas han tenido que ser evacuadas desde que un grupo de guerrilleros musulmanes atacó el pasado lunes la ciudad de Zamboanga, al sur del país.
EFE

Al menos 22 personas han muerto y cerca de 25.000 han tenido que ser evacuadas desde que un grupo de guerrilleros musulmanes atacó el pasado lunes la ciudad de Zamboanga, en el sur de Filipinas.

Las escaramuzas entre los rebeldes del Frente Moro de Liberación Nacional (FMLN) y las tropas del Ejército cumplieron hoy su quinto día con la visita del presidente de Filipinas, Beningno Aquino, que se trasladó a la zona para evaluar la situación.

Según anunció el Ayuntamiento de Zamboanga en la red social Twitter, un total de 24.880 personas se refugian en el estadio de Joaquín Enriquez y otros lugares de acogida tras la evacuación forzosa de los residentes de 5 distritos.

Las autoridades han declarado el estado de emergencia en esta cuidad, donde los rebeldes del FMLN mantienen a entre 20 y 200 rehenes, según las distintas fuentes.

El presidente filipino visitó a los efectivos heridos en un hospital militar de la zona y agradeció sus esfuerzos para defender la ciudad de los ataques del FMLN, informa el diario "The Star".

"Los rebeldes tienen los días contados", dijo Aquino en una comparecencia ante la prensa durante su visita a la ciudad, situada en la isla de Mindanao.

"No creo que sea correcto que yo esté en Manila mientras vosotros estáis aquí, teniendo que pasar por esto. Me quedaré aquí hasta que mejore la situación", agregó el presidente.

Por otra parte, Aquino negó que entre 70 y 80 rebeldes se entregaran anoche, como había informado la web local Rappler.

EFE