Captura Youtube - Tomonews US

Un adolescente, de 16 años, asesinó de modo brutal a sus padres luego que estos le quitaran su iPod a modo de castigo, en la localidad de Norfolk, Virginia, en Estados Unidos.

El joven, llamado Vincent Parker, atacó primero a su madre Carol, de 57 años, rociándole gas pimienta para luego apuñalarla en el ojo y golpearla con un bate de beisbol y una palanca de armas. Instantes después atacó a su padre, Wayne, de 55 años, con los mismos objetos.

"Solo recuerdo que me volví loco, todo es por mi papá, que me quitó mi iPod y mis cosas", fue lo que dijo Vincent al ser interrogado.

El adolescente reveló las circunstancias que rodearon al crimen luego de que se encontrara su ADN en un bate de béisbol, una palanca y cuchillos con los que dio muerte a sus progenitores. En su confesión, dijo que asesinó a sus padres debido a todos los castigos que había recibido.