Familia de dos adoslecentes violadas en la India decide huir por amenazas

Las dos chicas del nivel más bajo en el sistema de castas hindú, fueron violadas y ahorcadas por un grupo de hombres de una casta más poderosa. Sus familiares fueron amenazadas.
EFE

La familia de dos chicas violadas y ahorcadas en Uttar Pradesh decidió abandonar este estado del norte de la India por temor a sufrir represalias de vecinos de la zona, informaron este viernes 6 medios locales.

"No queremos estar en Katra Sadatganj", la localidad donde residen, "ni siquiera en el distrito de Badaun, por lo que nos vamos fuera del estado", dijo el padre de una de las adolescentes, que son primas, al diario local "Hindustan Times".

El padre declaró que los familiares recibieron "mensajes de gente influyente de la zona diciendo que una vez se vayan los medios de comunicación y los políticos" de la localidad, "estaremos a su merced de nuevo".

Las dos chicas intocables, el nivel más bajo en el sistema de castas hindú, fueron violadas y ahorcadas en un árbol cerca de su casa en la noche del pasado 27 a 28 de mayo, por un grupo de hombres de la zona y de una casta más poderosa.

Más de trescientos policías están desplegados en la zona, de ellos más de una docena para proteger la casa de la familia de las víctimas, dijo una fuente policial a este rotativo, a la vez que también vigilan el domicilio de varios de los cinco detenidos por el crimen.

Unas declaraciones ayer del ministro del Interior del vecino estado de Madhya Pradesh, Babulal Gaur, han generado polémica en la India, al calificar la violación como un crimen contra toda la sociedad pero a la vez asegurar que "a veces es correcto, otras equivocado" y no siempre se puede asegurar protección a la mujer.

Gaur, del Bharatiya Janata Party (BJP), que gobierna en el país asiático, afirmó que el crimen por violación solo puede ser considerado como tal si se denuncia a la Policía, ya que si no es así, a su juicio es un asunto entre hombres y mujeres.

Hace dos días, otra adolescente fue encontrada ahorcada en un árbol supuestamente después de haber sido violada en Uttar Pradesh, el estado más poblado del gigante asiático, con cerca de doscientos millones de habitantes.

Estos crímenes tuvieron una amplia repercusión internacional y suscitaron una intensa polémica dentro el país por las denuncias de inacción policial.

Las informaciones sobre violaciones en la India aparecen cada día en los medios de comunicación, fruto de la conciencia creada por la violación en grupo y muerte de una estudiante universitaria en Nueva Delhi el 16 de diciembre de 2012.

Esa violación generó protestas y abrió un debate sin precedentes sobre la situación de la mujer en el país, lo que llevó al Gobierno a endurecer las leyes contra los agresores sexuales.

EFE