Andina

El excanciller Diego García Sayán destacó que el tema de La Haya, al haber sido tomado como política de estado por tres gobiernos sucesivos, demuestra que los líderes políticos pueden ponerse de acuerdo ante un objetivo nacional.

Saludó el trabajo desarrollado al respecto por los gobiernos de Alejandro Toledo, Alan García y de Ollanta Humala, lo que evidenció una continuidad que consideró positiva.

"Más allá de lo que pueda o no conseguirse en el juicio de La Haya, lo que da cuenta es que en el país sí es posible con un propósito de afirmación del derecho internacional, poner de acuerdo a actores políticos", precisó.

Según recordó, el contencioso marítimo entre Perú y Chile, que definirá la Corte Internacional de Justicia (CIJ) el 27 de enero, es un tema nacional que se maneja y procesa por los cauces del derecho "y no por los de la confrontación" ante un país vecino.

"De manera que, en el algún sentido, se está dando una señal importante al interior del Perú de que en contextos donde puede haber muchas confrontaciones políticas, adjetivos subidos de tono por actores políticos, sí se puede manejar en paralelo y por encima de esas contingencias temas comunes", refirió.

Dijo que esta visión también es buena hacia el exterior, pues dar esta señal de coincidencias entre los distintos actores políticos y sociales ocurre cuando se busca una resolución por la vía del derecho internacional.

Asimismo, consideró que existen otros temas a ser manejados bajo este cauce de la convergencia, llevados a través del Acuerdo Nacional, el mismo que existe "pero que no tiene lamentablemente la presencia y protagonismo que se esperó cuando se diseñó".

"Entonces, creo que es una forma importante de recordar que ese espacio puede protegerse, que hay temas en la agenda nacional que podrían ser, de una manera mucho más efectiva, parte de una política de Estado y no solo en el papel", explicó.

Entre ellas, agregó, se puede promover políticas de inclusión social para enfrentar la desnutrición infantil, mejorar la educación, afinar la seguridad ciudadana y enfrentar la herencia del pasado que busca un proyecto de reconciliación nacional.

Andina