Jornada de vacunación
Jornada de vacunación | Fuente: Andina

El Ministerio de Salud (Minsa), no vacunará específicamente contra la difteria este sábado 07 y domingo 08 de noviembre,  informó este viernes el viceministro de Salud, Luis Suárez.

Además, el funcionario señaló que "no hay ninguna razón" para generar una alarma nacional ante la difteria por un brote familiar o de realizar una jornada nacional de vacunación contra esta enfermedad, originada por la bacteria Corynebacterium diphtheriae.

"No se va a vacunar específicamente para difteria porque esto generaría, en primer lugar no es necesario, y en segundo lugar, evitemos aglomeraciones que podrían favorecer más bien a la transmisión de la COVID-19", dijo en conferencia de prensa.

Luis Suárez explicó que las jornadas están dirigidas a cerrar brechas de vacunación que se produjeron debido a la pandemia del nuevo coronavirus. Esto, afirmó, originó que el Minsa solo pueda estar en el 30% o 40% de la cobertura de vacunación.

"La jornada de vacunación está dirigida a niños menores de cinco años que no tuvieran sus esquemas de vacunación completos, están dirigidas para los para adultos mayores de 60 años contra neumococo e influenza (...) y para las niñas y adolescentes para el virus papiloma humano, vacuna que previene el cáncer de cuello uterino", expresó.

Asimismo, el viceministro de Salud invocó a la calma en la población e indicó que el barrido de vacunación en estos momentos se encuentra focalizado en la zona donde se detectó la enfermedad.

"Recordemos lo que pasó con el sarampión en el 2018. Hubo un primer caso en el Callao, un segundo caso en Puno. Primero vacunamos de forma focalizada en la zona, luego ampliamos a todo el distrito, y terminamos vacunando a toda Lima para contener el brote", finalizó.

NUESTROS PODCASTS

'Espacio vital': En este programa, El Dr. Elmer Huerta nos da recomendaciones para evitar afectarnos por la fatiga pandémica, que es una sensación de apatía, desmotivación y agotamiento mental que sufre una persona. Este tipo de fatiga afecta la salud emocional de millones de personas en el mundo, no solamente a quienes se contagiaron de coronavirus.