Para nadie es un secreto el gran gusto de Lily Allen por el mundo de la moda, aunque pocos imaginaron que terminaría convirtiéndose en imagen de una firma tan glamorosa como Channel.

Su sueño dorado está a punto de convertirse en realidad luego que el director Kart Lagerfeld la eligiera como imagen para su nueva campaña publicitaria.

Se trata de la colección de bolsos Otoño-Invierno, que en la próxima temporada pretende reflejar el estilo de una mujer moderna y desenfadada, un rol que ella desempeña con total naturalidad.

"Lily se siente muy afortunada, pero también muy nerviosa. Una de las primeras cosas que hizo después de sacar su primer disco fue comprarse un vestido Chanel valorado en 2 mil libras", comentó una fuente cercana a la cantante.

Con esta nueva incursión Allen se suma a la larga lista de celebridades que han prestado su imagen para publicitar productos de belleza, entre ellas Beyonce, Nicole Kidman y Keira.