Según una investigación en la Universidad de Maryland, en Estados Unidos, han podido clasificar a los "tuiteros" en 6 grupos.

El estudio fue realizado por el científico informático Ben Shneiderman, el cual utilizó un software de código abierto para analizar todos los mensajes del Twitter. Para este análisis se han revisado decenas de miles de mensajes durante 4 años.