Renee Young
La presentadora convive con el luchador de AEW, Jon Moxley. Él dio negativo a la prueba. | Fuente: AEW

El mayor temor de WWE se ha convertido en realidad. El día miércoles por la tarde, el medio Pro Wrestling Sheet anunció que alrededor de 24 trabajadores entre luchadores y miembros en backstage han dado positivo a las pruebas de coronavirus. Y algunos ya están confirmando esta versión.

La primera persona en confirmar que es COVID-19 positiva fue Renee Young, presentadora de segmentos en vivo. A través de su cuenta de Twitter, dio a conocer la noticia:

“Qué días. Mi show fue cancelado y tengo Covid. Usa máscaras y lávate las manos. Manténganse a salvo todos <3”, se lee en el mensaje.

WWE Backstage, el programa que conducía junto a CM Punk en Fox Sports, ha sido reportado como cancelado, por lo que las palabras de Renee Young han sido de confirmación.

Su esposo, el luchador de AEW Jon Moxley (llamado Dean Ambrose en WWE) ha salido negativo en la prueba.

Los otros casos son igual de impactantes. Karla Braxton ha anunciado que ha vuelto a contraer al virus, al cual se suponía había vencido meses atrás.

“Me estaba manteniendo en silencio al respecto, pero dado que todo el mundo lo está compartiendo, siento que es mi responsabilidad compartir este anuncio de servicio público: puedes contraer el COVID-19 más de una vez. Lo tuve a principios de marzo y entonces pensé que era invencible después de recuperarme. No era cierto. No seas tan tontos como yo", escribió.

Por otro lado, Adam Pearce, productor de la empresa, tuiteó: “El Covid no estaba en mi lista de cumpleaños”.

Como se ve en las grabaciones, los trabajadores no utilizan las mascarillas en vivo por órdenes directas de ejecutivos como Kevin Dunn, lo que puede haber significado un mayor número de contagios. Por el momento, las grabaciones para los nuevos programas de RAW y SmackDown peligran y se están tomando mayores pruebas a los luchadores.

WWE afirma que sus shows no han paralizado porque "en momentos de crisis, es bueno llevar entretenimiento y distracción a los hogares".