Foto EFE
El primer ministro italiano, Silvio Berlusconi, ha ofrecido un pacto al Vaticano para restablecer "una correcta" relación entre la Iglesia italiana y el Ejecutivo, tras el distanciamiento iniciado este verano a raíz del conocido como caso Boffo, según publicó hoy el diario italiano "La Repubblica".

Según el rotativo, la jefatura del Gobierno discutió con el secretario de Estado Vaticano, Tarcisio Bertone, y con el cardenal Camillo Ruini la polémica surgida a finales de agosto por los ataques de un diario afín a Berlusconi, contra el director del periódico de los obispos "Avvenire", Dino Boffo.

También hablaron sobre los rumores surgidos esta semana, que apuntan a que altos cargos vaticanos estaban detrás de esas acusaciones.

A finales de agosto el diario "Il Giornale", que dirige Vittorio Feltri y es propiedad de la familia Berlusconi, aseguró en un editorial que Boffo se vio implicado en un caso de acoso a la mujer de un hombre con el que supuestamente mantenía una relación; un artículo que llevó a la dimisión del director de "Avvenire".

El pasado 3 de febrero se abrió un nuevo episodio de este caso después de que "La Repubblica" publicara que el secretario de Estado Vaticano, Tarcisio Bertone, y el director del "L"Osservatore Romano", Gianmaria Vian, estaban detrás de las acusaciones, al parecer falsas, que llevaron a la dimisión de Boffo.

El rotativo aseguró entonces que Boffo fue víctima de un "conjura doble" por parte de la Santa Sede y de Berlusconi y señaló que fue utilizado como el chivo expiatorio por parte del cardenal Bertone para "ajustar cuentas" con un episcopado italiano "demasiado autónomo".

Pasados cuatro días de la publicación de esas informaciones, "La Repubblica" señaló hoy que el acuerdo propuesto por Berlusconi se basaría precisamente en que "Italia guarda silencio sobre las presuntas tramas (sobre el caso Boffo) a cambio de que se ponga fin a los juicios morales" sobre su vida privada por parte de la Iglesia.

Asimismo, "La Repubblica" aseguró hoy que el portavoz vaticano, Federico Lombardi, confirmó "indirectamente" en las últimas horas la existencia de un "expediente sobre el caso Boffo-Feltri", al asegurar que el papa Benedicto XVI "sabe lo que sucede y está informado de la realidad". EFE