Chile afirma que no hay soberbia en decir que no debe nada a Bolivia

Canciller chileno, Alfredo Moreno, indicó que ese mensaje se lo transmitió el presidente Sebastián Piñera a su par boliviano, Evo Morales. "Lo que hemos dicho públicamente lo hemos dicho también privadamente", expresó.

El canciller chileno, Alfredo Moreno, consideró hoy que "no hay soberbia" en decir que su país "no le debe nada" a Bolivia, que reclama una salida soberana al mar, perdida en una guerra contra ese país en el siglo XIX.

"No hay soberbia cuando uno habla en forma franca y directa", dijo Moreno a preguntas de la prensa tras la inauguración de un seminario en la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal), después de que la semana pasada asegurara que su país "no le debe nada a Bolivia".

El presidente boliviano, Evo Morales, consideró ayer que esas declaraciones son una muestra de "soberbia" y suponen "ignorar la historia".

Ante la consulta de si ese mismo mensaje fue transmitido a Evo Morales durante la reunión que el presidente chileno, Sebastián Piñera, sostuvo con el mandatario boliviano el pasado 28 de julio en Lima, Moreno respondió enfático: "Por supuesto. Todo lo que hemos dicho públicamente lo hemos dicho también privadamente".

Morales también ratificó el domingo que apelará a tribunales internacionales "para que Bolivia vuelva pronto al mar con soberanía", lo que "no significa que esté descartado cualquier diálogo de carácter bilateral o multilateral".

Al respecto, Moreno subrayó hoy que "Bolivia y Chile tienen un tratado de límites (el Tratado de Paz y Amistad de 1904) que ya tiene más de cien años, respetado por ambos países, muy claro en todos sus preceptos, que está plenamente vigente".

El canciller criticó que Bolivia quiera "poner en duda y llevar a un tribunal un tratado que tiene más de cien años" y se preguntó por qué, si tenía algún problema, "no lo hicieron antes".

Según Moreno, "la disposición de Chile a estudiar y colaborar con Bolivia" en cualquier asunto "ha sido siempre muy amplia y persiste, siempre y cuando las cosas se hagan sobre la base de respetar lo que ya se ha acordado antes, que está expresado precisamente en ese tratado".

El presidente Morales ya anunció el pasado 23 de marzo su intención de acudir a instancias internacionales para lograr su aspiración marítima, lo que supuso la congelación del diálogo bilateral iniciado en 2006 y que incluye esa demanda marítima.

En el marco de esas conversaciones, Chile ha planteado a Bolivia varias alternativas, pero siempre sin concederle soberanía.

Tras la advertencia de Morales, el Gobierno chileno ha reiterado que Bolivia debe elegir entre el diálogo o el litigio y ha defendido que este es un asunto bilateral que no puede ser llevado a organismos multilaterales.

Evo Morales y su homólogo chileno, Sebastián Piñera, se volvieron a reunir el 28 de julio en Lima, en el marco de la investidura del mandatario peruano Ollanta Humala.

Piñera recalcó en esa ocasión que la vuelta a las conversaciones tiene como condición que Bolivia respete el tratado de 1904, que puso fin a la guerra entre ambos países y cedió a la soberanía chilena una franja de su territorio que comunicaba con el Océano Pacífico.

También el portavoz del Gobierno, Andrés Chadwick, insistió hoy en que Chile está abierto "a todos los canales de diálogo con el Gobierno boliviano (...) pero sobre la base del respeto a los tratados internacionales que están vigentes y que rigen las relaciones internacionales" con Bolivia. EFE