Fotografía referencial
América Latina apeló en la ONU a la solidaridad de las mayores potencias para superar la pandemia de la COVID-19 en la región. | Fuente: Flickr

Un análisis a nivel nacional realizado por la revista The Lancet en Estados Unidos, examinó a más de 28 503 pacientes que reciben diálisis, y reveló que menos del 10% de las personas contagiadas con COVID-19 en la primera ola tenía anticuerpos en julio y menos del 10% de quenes habían sido diagnosticados mediante pruebas PCR.

Esto fue dado a conocer mediante una investigación publicada por la importante revista médica, uno que también explica que la población representativa es ideal para estudiar la propagación de la COVID-19 en Estados Unidos, debido a que estos pacientes se someten a frecuentes extracciones de sangre.

Los especialistas también coinciden en que existen otros factores de riesgo generales, tales como la edad, la raza y la pobreza. De acuerdo con la investigación, existen tasas más altas de infección por la COVID-19 entre las minorías étnicas, y las personas que viven en áreas urbanas de “bajos ingresos y alta densidad poblacional”.

La salud pública debería, por ende, priorizar a estas poblaciones para prevenir la propagación del coronavirus en la comunidad general. Según el paper, las personas que viven en barrios con población negra e hispana experimentaron una probabilidad de dos a cuatro veces mayor de infección por el virus, mientras que las áreas más pobres experimentaron el doble de probabilidad. En tanto, las áreas densamente pobladas mostraron una probabilidad 10 veces mayor.

 “Esta población de pacientes no solo es representativa desde el punto de vista étnico y socioeconómico, sino que es uno de los pocos grupos de personas que pueden ser examinados repetidamente”, dijo el director del Centro de Enfermedad Renal Tubuloinstersticial de la Universidad de Stanford y principal autor del estudio, Shuchi Anand.

“Pudimos determinar, con un alto nivel de precisión, diferencias en la seroprevalencia entre los grupos de pacientes entre regiones en los Estados Unidos, proporcionando una imagen muy rica de la primera ola del brote de Covid-19 que, con suerte, puede ayudar a informar las estrategias para frenar el avance de la epidemia dirigiéndose a las poblaciones vulnerables”, agregó.

Cabe destacar que el 89% de la muestra, que fue representativa en cuanto a edad, sexo, etnia y región, se evaluó durante las dos primeras semanas de julio y los pacientes de la muestra son de 46 estados y 1.013 condados del país.

NUESTROS PODCAST

¿Las caretas faciales no funcionan para proteger de los aerosoles de la Covid19? - Espacio vital

Las pantallas faciales de plástico son prácticamente ineficaces para atrapar los aerosoles respiratorios. ¿Por qué? El Dr. Elmer Huerta dio cuenta de una simulación hecha por el supercomputador Fugaku de Japón, el más rápido del mundo, lo que pone en serias dudas su utilización para prevenir la propagación del coronavirus. El estudio revela que casi el 100% de las gotas aéreas que tienen un tamaño menor de 5 se escapan a través de las pantallas de plástico habituales.