Trump y Xi Jinping inician decisiva reunión para intentar contener la guerra comercial

En el marco de la Cumbre del G20, el presidente chino expresó su convicción de que "el diálogo" es preferible a la "confrontación", y su homólogo estadounidense respondió que estaba listo para un acuerdo "histórico" sobre relaciones comerciales.

Trump y Xi sostienen una reunión en Osaka, en el marco de la Cumbre del G20. | Fuente: AFP

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, y su homólogo de China, Xi Jinping, iniciaron este sábado (hora local) un esperado encuentro bilateral al margen de la Cumbre del G20, en Osaka, en busca de una salida a la guerra comercial entre ambos países.

"Esta puede ser una reunión muy productiva", afirmó Trump en breves declaraciones tras sentarse en la mesa frente a Xi. Además, aseguró estar listo para un acuerdo "histórico" sobre relaciones comerciales.

También destacó su relación personal con Xi -"nos hemos hecho amigos"- y trató de aligerar el ambiente al afirmar que el viaje que hizo a Pekín al inicio de su Presidencia fue "uno de los más increíbles" de su vida.

Por su parte, Xi declaró que su país y Estados Unidos se pueden beneficiar con cooperación y, en cambio, pueden "perder en la confrontación". "La cooperación y el diálogo son mejores que las fricciones y la confrontación", agregó el gobernante chino.

Poco antes de la reunión con Xi Jinping, Trump reveló que ambos habían iniciado sus conversaciones la noche del viernes en Osaka.

"Estuve con él anoche. En realidad, anoche conseguimos muchas cosas", dijo Trump al comienzo de un desayuno de trabajo con el príncipe heredero saudí, Mohamed bin Salmán.

Huawei: un tema espinoso

Trump confirmó que ambos hablarían sobre el fabricante chino Huawei, dado que el fin del veto de Estados Unidos a la venta de componentes estadounidenses a esa tecnológica china es una de las prioridades de Pekín en la negociación.

Huawei ha conseguido situarse a la cabeza del desarrollo de la tecnología 5G, algo que Estados Unidos ve con preocupación porque teme que China aproveche esos sistemas para el espionaje.

Según el diario The Wall Street Journal, una posibilidad de la que se ha hablado es que Estados Unidos pueda retirar su orden de extradición contra la directora financiera de la empresa tecnológica china Huawei, Meng Wanzhou, detenida el año pasado en Canadá, dentro de un acuerdo comercial.

En mayo, Trump rompió la última tregua con China al subir al 25 % los aranceles a productos chinos por valor de 200,000 millones de dólares, y amenazó con extender los gravámenes al resto de las importaciones de ese país, valoradas en 325,000 millones de dólares.

Esa posibilidad desató quejas en EE.UU. por el auge que provocaría en el coste de productos muy cotizados por los consumidores, como los celulares iPhone o los zapatos Nike.

Tanto Washington como Pekín han dado señales de optimismo antes de la reunión de este sábado entre Trump y Xi.

Con información de EFE y AFP

¿Qué opinas?