Ejecutan en Texas al asesino de una pareja de ancianos

Larry Wooten, de 51 años, recibió una inyección letal por haber dado muerte a golpes, hace 14 años, a dos ancianos de 80 y 86 años.

Un hombre que hace 14 años asesinó a una pareja de ancianos durante un asalto fue ejecutado hoy en Texas, anunciaron fuentes del penal de Huntsville.

Larry Wooten, de 51 años, recibió una inyección letal por haber dado muerte a golpes a Grady Alexander, de 80 años, y a su esposa Bessie, de 86, dijo una portavoz del penal.

Según manifestaron los fiscales durante el juicio, en 1996 el condenado huyó del hogar de la pareja en la localidad de Paris con un botín de 500 dólares el cual utilizó para comprar cocaína.

Wooten, cuya muerte fue confirmada cuatro minutos después de que se le terminara de inyectar la sustancia letal, declinó hacer una declaración final.

"Alcaide, como no tengo nada que decir puede proceder y enviarme al Padre Celestial", dijo Wooten, según el relato de la portavoz.

Wooten afirmó hasta el último minuto que era inocente, pero las pruebas de ADN encontradas en la cocina de la pareja demostraban de manera concluyente que había sido el asesino, según los fiscales.

La ejecución de Wooten se llevó a cabo después de que se agotaron todos sus recursos de apelación y la Junta de Perdón y Libertad bajo Palabra del estado rehusara el martes pasado recomendar que la sentencia de muerte fuera conmutada por la prisión perpetua.

La de Wooten fue la ejecución número 17 este año en el estado de Texas. EFE