Jefe interino del Pentágono, Patrick Shanahan, visita Afganistán. | Fuente: AFP

El jefe interino del Pentágono, Patrick Shanahan, llegó este lunes por la mañana a Kabul para una visita sorpresa, coincidiendo con unas negociaciones de paz de Estados Unidos con los talibanes. Durante esta visita, no anunciada por razones de seguridad, el secretario interino de Defensa se reunirá con el presidente afgano, Ashraf Ghani, a quien los talibanes excluyeron de las negociaciones.

Su intención es tranquilizar al gobierno afgano sobre las negociaciones de paz con los talibanes, que Washington está llevando a cabo desde verano directamente con los talibanes. "Es importante que el gobierno afgano se implique en las discusiones que atañen a Afganistán", indicó Shanahan en el avión en el que viajó de Washington a Kabul.

"Estados Unidos invirtió de forma importante, muy importante, en la seguridad [de Afganistán], pero son los afganos quienes deben decidir su futuro", precisó a los periodistas que lo acompañaban. Los talibanes rechazan negociar con el ejecutivo de Ashraf Ghani, al que los rebeldes tachan de "marioneta" de los estadounidenses.

El jefe interino del Pentágono Patrick Shanahan (centro L) habla con el general afgano Besmellah Waziri (R), comandante del Comando de Operaciones Especiales del Ejército Nacional Afgano (ANASOC). | Fuente: AFP

Sin reducción de tropas de EE.UU. en Afganistán

Donald Trump prometió en campaña que pondría fin a este conflicto, que acabó con la vida de miles de civiles afganos y de 2,400 soldados estadounidenses o, en cualquier caso, que retiraría a las tropas. Una idea que reiteró el martes durante su discurso anual sobre el Estado de la Unión ante el Congreso estadounidense. 

En diciembre, responsables estadounidenses indicaron que el mandatario había decidido repatriar a la mitad de los 14,000 soldados estadounidenses desplegados en Afganistán. Pero Shanahan, un exdirectivo de Boeing que llegó al puesto de número 2 del Pentágono en 2017 antes de suceder, el 1 de enero, al exgeneral de los Marines Jim Mattis, aseguró que de momento no se había previsto ninguna reducción inminente del contingente estadounidense en Afganistán.

"No he recibido órdenes de reducir nuestros efectivos en Afganistán", afirmó. "La presencia que deseamos en Afganistán debe asegurar la defensa de nuestro territorio y apoyar la estabilidad regional", añadió. Cualquier discusión sobre el volumen de los efectivos desplegados "se llevará a cabo de forma coordinada y disciplinada" 

Negociaciones de paz

Mattis dimitió debido a sus discrepancias con Trump respecto a la retirada de las tropas estadounidenses en Siria, donde intervienen desde 2014 contra el grupo yihadista Estado Islámico (EI), al frente de una coalición internacional. 

Las negociaciones entre Washington y los talibanes tendrían que retomarse el 25 de febrero, según los insurgentes. El último encuentro de seis días celebrado en enero en Doha, donde los talibanes disponen de una oficina política, terminó según ambas partes con "avances".

Jalilzad anunció después que se había logrado un "borrador" de acuerdo pero que quedaba "mucho trabajo" por hacer para alcanzar la paz.

(Con información de AFP)


¿Qué opinas?