Hay casi 10 millones de personas que no tienen hogar en Haití, alertan

En diálogo con RPP, la presidenta de la Cámara de Comercio Dominico-Haitiana, Rosa María García, hizo un llamado a los países del mundo para que envíe ayuda para paliar los efectos del terremoto de devastó Puerto Príncipe.
Actualidad
00:00
Foto: EFE
La presidenta de la Cámara de Comercio Dominico-Haitiana, Rosa María García, señaló que más de 10 millones de personas han quedado sin hogar en Haití debido al terremoto de 7.0 grados en la escala de Richter que asoló el país caribeño el pasado martes.

En diálogo exclusivo con RPP, la funcionaria un llamado a los países del mundo para que envíen ayuda para paliar los efectos del terremoto, ya que, opinó, el Gobierno haitiano no puede darse abasto por sí solo.

"El país quedó completamente devastado. Creo que es el momento que haya la generosidad del mundo entero para reponer al país lo más pronto posible. Todas las instituciones cayeron al piso, es una situación de alta gravedad", dijo.

"Ha habido mucho hablar y poca práctica. Creo que llegó el momento que verdaderamente la ayuda sea eficaz. Hay casi 10 millones de personas que no tienen hogar, que no tienen nada ahora mismo", agregó.

Rosa María García confirmó que el aeropuerto de Puerto Príncipe ha quedado sin torre de control. "Pero hay varios países que están enviando sus aviones", comentó.

Ayuda peruana

El director de Unidades Especiales del Cuerpo de Bomberos Voluntarios, Larry Linch Solís, adelantó que su institución está enviando a Puerto Príncipe un equipo con especialistas para ayudar en las labores de rescate y reconstrucción.

Por su lado, el general Luis Felipe Palomino, jefe del Instituto de Defensa Civil (Indeci), señaló que la ayuda material peruana es consistente en alimentos no perecibles, agua y personal médico. "En este caso la Nación (haitiana) ha sido superada largamente en su capacidad de acción", apuntó.

Reflexión del desastre
En tanto, el sismólogo Julio Kuroiwa señaló que el terremoto que asoló Haití no fue tan fuerte como el que afectó la región Ica el año 2007. Sin embargo, explicó que los efectos del sismo en el país caribeño fueron más devastadores debido a la cercanía de sus placas tectónicas a la superficie.

"El terremoto de la región Ica fue de magnitud 8 grados y en Haití 7. Como la diferencia entre un grado es de 10 a la 1.5, la energía que se liberó en Ica fue 31 veces más potente que el que se liberó allá", dijo.

Asimismo, alertó que las edificaciones haitianas no estaban preparadas para soportar un terremoto, lo que motivó la destrucción de la mayoría de viviendas en el país. En tal sentido, dijo que las viviendas de las zonas altoandinas del país y de las zonas rurales del Lima están en similares condiciones.

"En el Perú tenemos un problema, las casas vulnerables en la zonas altoandinas y en los barrios rurales. (...) Tenemos que proteger a estas poblaciones", puntualizó.