Una casa abandonada en la pequeña villa de Miyoshi, en Japón. | Fuente: Getty Images

Un gran número de propiedades desocupadas en Japón están siendo ingresadas a una base de datos para la venta en los ‘bancos akiya’, es decir ‘banco de casas vacantes’. Miles de casas en buenas condiciones serán ofertadas, incluso algunas son gratis.

Sí, hay viviendas que están enumeradas como “transferencia gratuita”, esto es un valor de cero yenes. Aunque hay que hacer otros pagos mínimos como impuestos y comisiones para algunos agentes, pero aun así es muy barato.

Esto forma parte de un plan del gobierno japonés para que personas puedan acceder a un hogar. En un informe elaborado en 2013, se conoció que más de ocho millones de viviendas eran abandonadas en el país nipón, según The Japan Times.

¿Pero a que se debe este exceso de viviendas en Japón? Una de las respuestas es el exceso de población longeva. Mientras más ancianos fallecen o ingresan a asilos, el número de casas abandonadas crece.

El segundo motivo es la superstición de los japoneses. Los ciudadanos nipones no adquieren propiedades donde se ha cometido una tragedia como un asesinato o un suicidio. Estas son consideradas de mala suerte y son difíciles de ser vendidas.

¿Qué opinas?