Protestas callejeras, que en su mayoría son lideradas por jóvenes que las promueven por redes sociales, han continuado en Colombia tras el paro nacional del 21 de noviembre. | Fuente: AFP

Las autoridades de Colombia expulsaron este lunes a 59 venezolanos a los que acusaron de realizar actividades que afectan "el orden público y la seguridad ciudadana" en Bogotá durante los primeros días de manifestaciones masivas contra el Gobierno del presidente Iván Duque.

En una operación realizada por la Policía y Migración Colombia, los detenidos fueron llevados al Comando Aéreo de Transporte Militar (Catam) de Bogotá, desde donde volaron a Inírida, capital del departamento sureño del Guainía.

En esa localidad, las 59 personas serán llevadas en un buque de la Armada hasta la localidad venezolana de San Fernando de Atabapo, donde serán entregadas a las autoridades de su país.

El director de Migración Colombia, Christian Krüger Sarmiento, afirmó a periodistas que las autoridades no permitirán que "ningún ciudadano extranjero afecte nuestra tranquilidad". | Fuente: EFE

Seguridad de ciudades en peligro

La Policía explicó que los venezolanos serán expulsados por "generar vandalismo y violencia" en Bogotá durante las manifestaciones que desde hace cuatro días sacuden a Colombia, un movimiento ciudadano que toma fuerza cada día mediante convocatorias en las redes sociales y este lunes volverá a tomarse las calles.

Por su parte, el director de Migración Colombia, Christian Krüger Sarmiento, afirmó a periodistas que las autoridades no permitirán que "ningún ciudadano extranjero afecte nuestra tranquilidad".

"Hemos respetado su participación dentro de las marchas, les hemos tendido la mano a aquellos que, como el pueblo venezolano, lo han necesitado. Pero lo que no vamos a tolerar es que un grupo de desadaptados venga a afectar la seguridad de nuestras ciudades, generando, de paso, brotes de xenofobia", aseveró el funcionario.

En vísperas de la multitudinaria protesta del jueves 21 de noviembre, el presidente Iván Duque había advertido que Colombia corría el riesgo de sufrir convulsiones sociales como las que sacudieron a Ecuador, Bolivia y Chile. | Fuente: AFP

Numerosas protestas

Las protestas en el país se iniciaron el pasado jueves cuando los colombianos coparon las calles de las principales ciudades para manifestar al Gobierno el rechazo a su intención de hacer una reforma laboral y del sistema de pensiones que podrían perjudicar a los trabajadores.

Desde ese día, numerosas protestas pacíficas se han llevado a cabo, pero la aparición de vándalos encapuchados ha provocado enfrentamientos con la Policía en varias ciudades, lo que ha causado la muerte de al menos tres personas y decenas de heridos, entre ellos agentes del orden.

De acuerdo con cifras de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) y la Agencia de la ONU para los Refugiados (ACNUR) más de 4 millones de venezolanos han abandonado su país huyendo de la crisis económica, de los cuales al menos 1,4 millones han llegado a Colombia.

EFE

¿Qué opinas?