Nueva variante de la COVID-19 detectada en Sudáfrica
El objetivo es someterlos a todos a una PCR para determinar si están contagiados con el coronavirus. | Fuente: EFE

Las autoridades de Países Bajos están tratando de localizar a unas 5 000 personas que llegaron la última semana de algún país del sur de África para someterlos a una prueba de coronavirus, mientras investiga si un total de 61 personas que dieron positivo tras llegar ayer de Sudáfrica portan la nueva variante ómicron.

Los servicios neerlandeses de salud municipal (GGD) están tratando de localizar a aproximadamente 5.000 personas que aterrizaron en Ámsterdam desde el pasado lunes en vuelos procedentes de Botsuana, Suazilandia, Lesoto, Mozambique, Namibia, Zimbabue o Sudáfrica, según la televisión pública NOS.

El objetivo es someterlos a todos a una PCR para determinar si están contagiados con el coronavirus e investigar, en caso de que den positivo, si están infectados con la nueva cepa.

Los 600 pasajeros que llegaron ayer en dos vuelos procedentes de Sudáfrica -Johannesburgo y Ciudad del Cabo- y que aterrizaron en el aeropuerto Schiphol de Ámsterdam ya fueron sometidos a las pruebas necesarias, y 61 de ellos dieron positivo en coronavirus, aunque todavía no está claro si están contagiados con la variante ómicron.

Los dos vuelos llegaron después de que se anunciara una prohibición de los vuelos procedentes del sur de África, lo que dejó a los 600 viajeros atrapados en el aeropuerto durante todo el día, a la espera del resultado de su test.

Las personas que han dado positivo deben cumplir una cuarentena obligatoria de al menos siete días si presentan síntomas, y de cinco días si son asintomáticos, mientras que el resto de pasajeros que obtuvieron un resultado negativo deberán autoaislarse durante cinco días, hasta volver a hacerse una nueva PCR que, de ser negativa, les permita levantar la cuarentena.

Control para viajeros

Un total de 60 personas se encuentran aisladas en un hotel de la zona de Schiphol, en su mayoría casos que dieron positivo, pero también algunos que dieron negativo y que por razones logísticas o personales prefieren no aislarse en su domicilio.

El GGD también permitió a unas cinco personas que dieron positivo hacer la cuarentena en su casa porque viven solas y pueden acudir hasta su hogar en su propio transporte.

El Gobierno neerlandés declaró este viernes al mediodía la suspensión total de todos los vuelos procedentes de países del sur de África como una medida de prevención tras la detección de la nueva variante del coronavirus en la región.

Estos países pasaron a ser, además, “clasificados como áreas de muy alto riesgo” de coronavirus, lo que supone “una obligación de cuarentena” y el sometimiento a dos pruebas a los viajeros de estos países, y una de ellas debe ser de menos de 24 horas.

Los veintisiete de la Unión Europea (UE) también acordaron el viernes por la tarde suspender los vuelos a siete países africanos debido a la nueva variante, informaron a EFE fuentes europeas. Se trata de Sudáfrica, Lesotho, Botswana, Zimbabwe, Mozambique, Namibia y Eswatini. (EFE)


Newsletter Todo sobre el coronavirus

La COVID-19 ha puesto en alerta a todos. Suscríbete a nuestro newsletter Todo sobre el coronavirus, donde encontrarás los datos diarios más relevantes del país y del mundo sobre el avance del virus y la lucha contra su propagación.

NUESTROS PODCASTS:

‘Espacio Vital’: ¿Qué se sabe sobre la efectividad de las vacunas?