Lava Jato se considera el mayor caso de corrupción en la historia de Brasil. | Fuente: CNN Money

La Operación Lava Jato es considera la mayor investigación contra la corrupción en la historia de Brasil. Pero sin duda también es la más grande en América Latina. En diciembre de 2016 la constructora brasileña Odebrecht aceptó el pago de 788 millones de dólares en sobornos en 12 países, entre ellos el Perú. Además, hay otras cinco empresas brasileñas del mismo rubro involucradas. Por eso se estima que la cifra total de coimas es mucho mayor.

El caso, iniciado en julio de 2013 en Brasil, sigue en proceso de investigación en varios países del continente, y a cinco años del destape ya se ha encarcelado a políticos, funcionarios y empresarios: en Brasil, el expresidente brasileño Luiz Inacio Lula da Silva cumple una condena de 12 años de prisión y el empresaio Marcelo Odebrecht 10 años de prisión domiciliaria. En el Perú, el expresidente Ollanta Humala y su esposa Nadine Heredia pasaron 10 meses bajo prisión preventiva y la lideresa de Fuerza Popular, Keiko Fujimori, cumple desde noviembre último la misma medida por 36 meses, en ambos casos por presuntos aportes de Odebrecht para sus campañas electorales.           

En 2016, El País de España publicó un amplio informe del caso, explicando punto por punto las principales claves de este escándalo cuya primera pista llevó a Petrobras, la petrolera brasileña considerada la más grande empresa estatal de América Latina. 

1. ¿Qué es Petrobras?

Esta petrolera brasileña fundada en 1953 es la empresa más grande de Brasil y también la empresa estatal más grande de América Latina. Actualmente produce cerca de dos millones y medio de barriles diarios y emplea a 87 mil personas.

2. ¿Cómo comenzó esta investigación?

La operación denominada Lava Jato (que en español se pronuncia Lava Yato), comenzó en julio de 2013, cuando la Policía Federal de Curibita (estado de Paraná) descubrió una operación de lavado de activos de mediano tamaño. El caso llevó hasta el cambista Alberto Youseff, experto en blanqueo de dinero. Su testimonio, junto al de Paulo Roberto Costa, ex director de Abastecimiento de Petrobras, fue la chispa que hizo estallar este escándalo de dimensiones mundiales.

Patricia del Río y Rosa María Palacios explican al detalle el tipo de corrupción que se destapó en la operación Lava Jato. | Fuente: PUCP

3. ¿Cómo funcionaba esta red de sobornos y corrupción?

Petrobras licitaba sus obras a grandes empresas de ingeniería y construcción de Brasil, como parte de un programa impulsado por el presidente Lula y su entonces ministra de Energía, Dilma Rousseff, para estimular la creación de empleos en el país.

Para favorecer la contratación de ciertas empresas, la petrolera brasileña pedía sobornos que rondaban el 3% del presupuesto, que se repartía entre políticos y empresarios. El dinero era reintroducido al sistema a través de negocios de hoteles, lavanderías y estaciones de gasolina para ser blanqueado. Luego era transferido al extranjero, a través de empresas 'fachada', a cuentas en China y Hong Kong.

Según las autoridades judiciales brasileñas, este conjunto de constructoras corrompió a funcionarios de distintos países para obtener importantes concesiones en toda América Latina. El dinero que se pagaban en coimas era cargado al costo final de las obras a través de adendas al contrato original. Ganaba la constructora, ganaba el funcionario corrupto, perdía el Estado. Parte de ese dinero también era blanqueado a través de la red montada en Brasil.

4. ¿Cuánto dinero fue robado?

Se estima que entre 2004 y 2012, cerca de 8,000 millones de dólares fueron licuados por esta red criminal que operó en toda América Latina. Según la Corte de Justicia de Estados Unidos, funcionarios de la constructora brasileña Odebrecht (una de las empresas investigadas) admitieron que durante 2005 y 2014, pagaron a funcionarios peruanos 29 millones de dólares para obtener licitaciones.

5. ¿Qué políticos de Brasil han sido involucrados?

Este caso ha salpicado a miembros de los principales partidos políticos de Brasil. También han sido involucrados los expresidentes Fernando Henrique Cardoso (Partido de la Socialdemocracia Brasileña), Luiz Inácio Lula da Silva (Partido de los Trabajadores), Fernando Collor de Melo (Partido del Trabajo de Brasil). La destituida Dilma Rousseff (PT) también ha sido mencionada en los documentos del caso.

La Policía Federal encontró en casa de Yousseff una lista de 750 obras, entre las que figuraban decenas de proyectos realizados en Latinoamérica. También se habla de proyectos desarrollados en Suiza.

Petrobras es la empresa más grande de Brasil y la estatal más grande de América Latina. | Fuente: AFP

6. El caso Lava Jato en Perú

El 21 de diciembre de 2016, una corte de Nueva York anunció que Odebrecht reconoció el pagó en Perú de sobornos por 29 millones de dólares entre 2005 y 2014. En los siguientes meses también se revelaron donaciones no declaradas con las que financiaron irregularmente a las campañas electorales de gran parte de los líderes políticos del país.

En el marco de este caso están investigados los expresidentes Alejandro Toledo (2001-2006), Alan García (2006-2011), Ollanta Humala (2011-2016) y Pedro Pablo Kuczynski (2016-2018), además de la líder opositora Keiko Fujimori, hija del expresidente Alberto Fujimori; y la exalcaldesa de Lima Susana Villarán.

Toledo, pendiente de que Estados Unidos resuelva la extradición solicitada por Perú, está imputado por presuntamente haber recibido 20 millones de dólares a cambio de adjudicar a Odebrecht varios tramos de la carretera interoceánica del sur.

García, a la espera de que Uruguay resuelva un pedido de asilo diplomático tras declararse perseguido político, está investigado por los presuntamente 24 millones de dólares en sobornos pagados para la construcción de la Línea 1 del Metro de Lima.

A Humala, que ya estuvo diez meses en prisión preventiva, lo investigan junto a su esposa, Nadine Heredia, por supuestamente haber recibido tres millones de dólares para su campaña para las elecciones presidenciales de 2011, en las que resultó ganador.

Por su parte, Kuczynski está involucrado porque su consultora facturó 782.000 dólares a Odebrecht entre 2004 y 2007, período en el que ejercía de ministro en el Gobierno de Toledo.

Asimismo, la líder opositora Keiko Fujimori cumple una orden de prisión preventiva por 36 meses por presuntamente haber falsificado la contabilidad de su campaña electoral de 2011 para ocultar al menos un millón de dólares procedente de Odebrecht.

La caricatura explica el vínculo de los partidos políticos de Brasil con el escándalo. | Fuente: Todanovidade
Alan García, Ollanta Humala y Alejandro Toledo han sido vinculados con el caso. | Fuente: Perú 21
¿Qué opinas?