Ricardo Arjona hizo suya la noche limeña | Fuente: RPP | Fotógrafo: Marcos Reátegui

Ricardo Arjona tiene un innegable éxito entre las féminas, y las peruanas no pudieron quedar fuera de caer rendidas ante sus letras y su voz. El pasado sábado, el Jockey Club cayó presa del romanticismo, la poesía, y el verbo rebuscado (calificado como "ridículo y redundante" por sus detractores) en la voz del cantante oriundo de Guatemala.

Cerca de las 9:30 de la noche, y después de que las pantallas mostraran videos de la Fundación Mundo Arjona, las luces se apagaron y los parlantes emitieron sonidos de un tren. Tras un breve marci musica, el telón cayó para mostrar un video del cantante montando una peculiar bicicleta con altavoces.

La presentación se materializó cuando el cantautor ascendió por una plataforma sobre la misma motocicleta del video y viendo al público desde lo alto.

"A la luna en bicicleta", "El problema", "Acompáñame a estar solo" y "Dime que no" fueron los temas de la partida y que dieron apertura a la gala, que se montó sobre un espectacular escenario con forma de estación de tren, en contexto con el nombre de su tour.

Durante más de una hora y media, el cantante se dedicó en cuerpo y alma a su público. No dudó en rendirse en elogios por nuestro paía, así como subir a sus fans a su lado para cantarles en la intimidad de un sofá instalado en el escenario.

Luego de un repaso por su discografía, tocando canciones que según dijo "se habían hecho extrañar en su último concierto de hace unos años", Arjona cerró la gala con "Minutos" Y "Mujeres", dos de sus himnos más populares.

Sepa más: