Se estima que 130 mil millones de mascarillas y 65 mil millones de guantes se usan cada mes en todo el mundo.
Se estima que 130 mil millones de mascarillas y 65 mil millones de guantes se usan cada mes en todo el mundo. | Fuente: Difusión

La pandemia por el nuevo coronavirus no solo está afectando a las personas, si no también a los océanos. Esto debido a la contaminación que se está generando por las mascarillas, guantes y otros elementos de bioseguridad.

Según un estudio de la revista Environmental Science and Technology, se estima que 130 mil millones de mascarillas y 65 mil millones de guantes se usan cada mes en todo el mundo. El problema es que, cerca del 75% de plástico generado por la pandemia acabará en vertederos y mares, según explica el programa de la ONU para el Medio Ambiente.

El plástico en el océano es mortal para los animales pues los confunden con comida y pueden llegar a morir. Además, también pueden perjudicar a los ecosistemas marinos, lo que finalmente, también perjudicaría la salud de los humanos que consumen estas especies.

Las mascarillas son, actualmente, elementos indispensables para prevenir el contagio de la Covid-19. Sin embargo, es urgente que los ciudadanos desechen bien estos elementos para que no acaben en el mar y contaminen los ecosistemas. 

Existen algunas indicaciones para desechar de forma correcta las mascarillas, guantes, entre otros, según el programa Clima de Cambios de la PUCP. Primero, se deben separar estos residuos de todos los otros desechos domésticos.

Luego, se deben poner en bolsas separadas y cerrarla con un nudo. Esa bolsa se debe introducir en otra bolsa por protección, cerrarla y rociarle lejía encima. Después, deben ser depositadas en los contenedores de residuos domésticos bien cerradas.

Las mascarillas y los guantes no se deben dejar en la calle. Es peligroso porque este elemento puede estar contaminado con Covid-19 y también porque luego puede llegar a cuerpos de agua como ríos o lagos y, por último, al océano.