| Fuente: TV Perú

Un momento tenso se vivió en la puerta de la casa de Ana Hertz, asesora de la lideresa de Fuerza Popular, Keiko Fujimori, quien fue detenida la noche del lunes junto a Pier Figari, el otro asesor principal de la cabeza del partido naranja.

Los protagonistas del incidente fueron el fiscal en lavado de activos, José Domingo Pérez, a cargo de la investigación de los presuntos aportes ilegales al grupo fujimorista, y el abogado de Fuerza Popular, Juan Carlos Alarcón, quien intento ingresar a la vivienda ubicada en La Molina cuando se realizaba el allanamiento ordenado por el juez Richard Concepción Carhuancho. 

Alarcón llegó a la casa y se identificó como el abogado de Ana Hertz ante el fiscal Pérez, quien le pidió hacer precisiones sobre su presencia en el inmueble. 

"Usted precise, ¿es abogado de Fuerza Popular o es usted el abogado de la persona titular del inmueble?", preguntó José Domingo Pérez. El abogado contestó que él asumiría "la defensa de la señora".

José Domingo Pérez le recordó a Alarcón que aparece registrado como abogado de Fuerza Popular en el expediente del caso y le preguntó si Ana Herz lo había acreditado como su defensor. El abogado pidió hablar con la propia Ana Hertz, pero el fiscal le informó que se encontraba detenida. 

Alarcón pidió ingresar a la vivienda para conversar con los propietarios, pero el fiscal Pérez no le dio pase. 

"¿Cómo le permitimos señor abogado ingresar a un inmueble si usted es abogado de Fuerza Popular, en una diligencia en que se realiza un registro por autorización judicial. Usted es abogado de una persona jurídica que está siendo investigada dentro de un proceso y usted quiere intervenir en una diligencia de una persona que no le corresponde su atribución como abogado defensor", dijo el fiscal Pérez.  

Alarcón le dijo entonces a José Domingo Pérez que está recortando el derecho a la defensa.