Referencial/Luis Asencio

La fe y devoción en la reina y patrona de Cajamarca como se conoce a la Virgen de los Dolores, es muy grande sobre todo en estos días, cuando la hermandad dedicada a la veneración de protectora, organiza su festividad, la cual se celebra desde el 29 de marzo hasta el 11 de abril.

Los conocedores de la historia de la Virgen de los Dolores indican que un 14 de junio del año 1942, el nuncio apostólico Fernando Chente, en representación del Papa Pio XII, coronó a la Virgen de los Dolores, por ello se la conoce como “Reina y Patrona de Cajamarca”.

Los encargados de atender a la Virgen determinaron que sea adorada unos siete días antes de la Semana Santa y la fe es tan grande en la sagrada imagen, que el día de la adoración y desde muy temprano, se forman largas colas y así los cajamarquinos reciben las bendiciones

La Virgen de los Dolores tiene varias historias, la cuales narran desde cómo apareció, hasta cómo defendió al pueblo de Cajamarca de la invasión chilena. Entre ellas destacan la presencia de unos carpinteros, quienes en realidad eran ángeles, los cuales de manera voluntaria se ofrecieron a tallar la sagrada imagen.

Sin embargo, los tres carpinteros solo pidieron una cosa, que fue no ser molestados y eso hicieron, solo se les llevaba sus alimentos. Pero lo curioso fue que los alimentos eran encontrados intactos, hasta que ya no se escuchó el ruido de trabajo alguno, por ello cuando ingresaron al ambiente de los carpinteros, solo se pudo hallar una preciosa imagen y de los carpinteros no se supo nada más.

Las integrantes de la hermandad indican que la Madre de los Dolores suele salir de su trono para proteger a la ciudad de Cajamarca y una muestra de ellos es que se halló manchas de barro en su manto, por ello también es considerada con la categoría de protectora.

Por: Luis Ascencio

Lea más noticias de la región Cajamarca