Foto: Cortes

El Consejo Municipal de San Jerónimo declaró en situación de emergencia al distrito cusqueño debido a los deslizamientos generados en la falla geológica de Picol y el colapso del puente Chimpahuaylla por las fuertes precipitaciones pluviales.

El alcalde Policarpo Corimanya informó que como consecuencia de los deslizamientos de lodo y piedra desde la zona donde se ubica la falla geológica de Picol, se colmataron los disipadores a pesar de los trabajos de prevención realizados hace dos meses.

“Este hecho podría generar en cualquier momento un embalsamiento mayor afectando a decenas de familias en los distritos de San Jerónimo y también de San Sebastián”, refirió.

A raíz del colapso del puente Chimpahuaylla, que conecta dicha localidad con las provincias de Paruro y Acomayo, el tránsito vehicular quedó restringido.

Lea más noticias del Perú en la sección Nacional