Tras un intenso operativo, la Policía Nacional encontró las dos pequeñas cajas fuertes pertenecientes al Gobierno Regional de Apurímac y que recientemente habían sido hurtadas.

Los dispositivos fueron arrojados a una quebrada del barrio Macucalle, en la perifería de la ciudad de Abancay, sin que los pobladores se percataran de los responsables.

Por el momento no se ha confirmado el contenido de las referidas cajas; sin embargo la policía detalló que darán a conocer los resultados de la investigación en las siguientes horas.

Lea más noticias de la región Apurímac