Referencial/RPP

Un joven perdió la vida a manos de un panadero, en una confusa pelea, tras haber bebido licor en una fiesta vernacular, en el distrito de Yauli, La Oroya (región Junín).

El joven identificado como José Manuel Zacarías (21), llegó hasta su vivienda aún con vida, y falleció desangrado en su cama, sin que sus familiares puedan ayudarlo por el corte que presentaba en el estómago.

Al llegar al lugar, efectivos policiales de Carhacoto de Morocha, constataron la muerte de Zacarías, quien fue trasladado a la morgue central de La Oroya.

En un operativo se logró dar con el panadero, quien fue reconocido como José Alberto Sedano Espinoza (28). Él quedó detenido por el presunto delito contra la vida, el cuerpo y la salud.

Lea más noticias de la región Junín