Rosario Coronado S

El secretario técnico de Defensa Civil en la región Lambayeque, Carlos Balarezo Mesones, estimó que unas mil 500 hectáreas de cultivos fueron arrasadas por el nuevo desborde del río La Leche que además, dejó damnificadas a 60 familias.

Sostuvo que en este tercer rebase que se registra en los dos últimos meses, fueron afectados los caseríos Las Juntas Altas del distrito de Pacora y Las Juntas Bajas de Íllimo, al encontrarse en la ribera y donde las aguas inundaron todo lo encontraron a su paso.

A consecuencia del rebase, también resultó afectada la institución educativa primaria N°10206 del sector pacorano Las Juntas, que alberga a más de 150 alumnos de la zona rural y en donde las clases quedaron suspendidas en forma temporal.

Por su parte, los pobladores manifestaron que son alrededor de 400 familias de los caseríos Señor de Luren, Santa Isabel, El Álamo, Los Bances, entre otros, que han quedado aislados, siendo perjudicadas unas 400 familias.

Hasta este lugar del desborde llegó el presidente regional de Lambayeque, Humberto Acuña Peralta y funcionarios de Defensa Civil para efectuar una evaluación de los daños, encontrando en cierto sector de la población una reacción contraria, porque no se ejecutaron las obras de prevención a su debido tiempo.

Lea más noticias de la región Lambayeque