Dirigenta del sector agrario de Ica: "Denuncio públicamente al presidente [Francisco Sagasti] por aplastarnos y humillarnos"

Susana Quintanilla Huarancca, presidenta del Comité de Lucha del Sector Agrario de Ica, denunció la "esclavitud moderna" en el sector agroexportador y acusó al Gobierno de reprimir a los trabajadores que exigen mejores salarios y condiciones laborales dignas.

Susana Quintanilla Huarancca, presidenta del Comité de Lucha del Sector Agrario de Ica, durante su presentación ante la Comisión de Economía del Congreso. | Fuente: https://twitter.com/pavese

Susana Quintanilla Huarancca, presidenta del Comité de Lucha del Sector Agrario de Ica, denunció la "esclavitud moderna" a la que están sometidos los trabajadores del sector agroexportador y agroindustria desde hace 20 años.

Durante la sesión de la Comisión de Economía del Congreso para evaluar la nueva propuesta de ley agraria, la dirigente sostuvo que laboran en "precarias condiciones", "sin los materiales adecuados" y expuestos a sustancias toxicas.

Susana Quintanilla dijo que las empresas agroexportadoras se han beneficiado exponencialmente de la ley de promoción agraria, conocida como 'Ley Chlimper', recientemente derogadas por el Parlamento, a costa del "sudor, lágrimas y esfuerzo físico" de los trabajadores. "No nos negamos al desarrollo económico, pero queremos con inclusión social, educación, salud y calidad de vida", enfatizó.

Susana Quintanilla también acusó a la Policía Nacional de reprimir a las personas que participan este martes en el bloqueo de tramos de la Panamericana Sur. "Están siendo maltratados en estos momentos para desalojarlos. [Los policías] están atacando por el aire, están atacando las casas… cuándo nos van a escuchar… no tenemos autoridades y representantes que nos puedan apoyar", manifestó.

"Yo denuncio públicamente, por la vida de mis hermanos obreros, al presidente [Francisco Sagasti], al Poder Ejecutivo, por aplastarnos y humillarnos. No puede ser que nos traten de esta manera... no maltraten a mis hermanos como si fueran unos perros que no valen nada", dijo en tono enérgico.