Trabajadores agrarios
Por un sólo día que el sector agrario detiene operaciones en ambas regiones, se calcula que 100 mil trabajadores pierden sus ingresos. | Fuente: Andina

Las empresas agrícolas anunciaron la suspensión temporal de sus operaciones debido a los incidentes reportados en las protestas en Ica y La Libertad.

Las empresas miembros de la Asociación de Gremios Agrarios Productores del Perú (AGAP) indicaron que toman esta decisión ante "la violencia desatada en las regiones de La Libertad e Ica, en donde una turba de manifestantes -que muchos de ellos no son trabajadores agrarios-, toman por asalto las carreteras, incendian ambulancias, hieren policías, destruyen instalaciones de empresas agrícolas e impiden el libre tránsito y derecho al trabajo que tienen todos y cada uno de los peruanos".

Según manifiestan en su comunicado, esta paralización del sector seguirá hasta que consideren que sea seguro trabajar.

Los empresarios señalan que esto generará significativas pérdidas para el sector, los trabajadores y el país.

"Por un sólo día que paramos operaciones en ambas regiones, calculamos que 100 mil trabajadores pierden sus ingresos, lo que pone en riesgo el sustento de igual número de familias en medio de la situación de crisis económica", señalan.

Esto repercutiría en las decenas de miles de empleos indirectos que dependen de la continuidad de las actividades agroindustriales.

El gremio exhorta al Gobierno y al Congreso a trabajar prontamente en una nueva ley agraria que asegura una mejora para los trabajadores agrarios y sea sostenible por el sector.