RPP/ Referencial/ Rolando Gonzales

Más de 2 mil pobladores de la provincia de Abancay (región Apurímac) realizaron una marcha por las principales calles de la ciudad, exigiendo a las autoridades que prioricen los temas relacionados a la seguridad en la región.

Alumnos de colegios, universidades, miembros de organizaciones, entre otros, salieron con pancartas a recorrer las calles y solicitar más presencia de efectivos policiales por las noches y madrugadas de esta ciudad.

En tanto, el abuelo de Renzo Jearyl Baca Vivanco (19), el joven estudiante quien perdió la vida hace una semana al recibir una cuchillada a la altura del pecho, aprovechó la marcha para exigir a los jueces de esta ciudad que impongan sanciones drásticas a los autores de los crímenes cometidos en Abancay.

Cabe resaltar que en los dos últimos meses, se han registrado en esta ciudad apurimeña, cinco asesinatos, por lo que los vecinos piden a las autoridades que consoliden el comité de seguridad ciudadana.

Lea más noticias de la región Apurímac