Foto: Referencial

A partir de hoy, un grupo de efectivos policiales se apostaron en la plaza de Armas de Cajamarca con la finalidad de evitar que los adolescentes mojen a las alumnas, al momento de salir de sus centros de estudios, pues a estos sujetos no les importa mojar los materiales de estudio y trabajo de las féminas.

De igual manera, la policía adoptó esta decisión ante la queja de los padres de familia, pues las menores por esconderse y evitar ser mojadas, cruzan intempestivamente las calles y así colocan en riesgo su integridad física, pues se exponen a ser atropelladas.

Por otro lado, Fernando Chuquilín, vicepresidente de las rondas urbanas de Cajamarca, expresó que es lamentable ver a un grupo de jóvenes teniendo un juego brusco de carnaval, por ello a partir de la fecha serán intervenidos y obligados a barrer las calles.

El dirigente ronderil expresó que esta actitud se la tomó ante el vandalismo que se vive todos los días, sobre todo al promediar el mediodía. Además explicó que el castigo también puede ser la limpieza de los jardines, pues estos jóvenes deben aprender a respetar a los demás.

Lea más noticias del Perú en la sección Nacional