Foto: RPP (Referencial)
La Policía logró decomisar unas 3.000 municiones para escopeta, que fueron dejadas a un lado de la Panamericana Norte por una persona que pretendía llevarlas a Ecuador, informó el domingo la División de Criminalística (Divincri) de la Policía Nacional.

Marco Ortiz, jefe de la Divincri-Tumbes, dijo que personal de Inteligencia de la Policía informó que una persona de 35 años viajaba en un ómnibus interprovincial con destino a Ecuador con varios sacos en cuyo interior había municiones.

Sin embargo, cuando se montaba un operativo para detenerlo, el sujeto fue avisado y al llegar al distrito de Corrales, en la ciudad de Tumbes, frontera con Ecuador, se bajó del vehículo y huyó dejando los sacos con las municiones a un lado de la carretera.

El material estaba en cajas, en las que se podía leer que eran de procedencia española, dijo el jefe policial.

Ortiz Informó que las municiones tenían como destino la ciudad ecuatoriana de Huaquillas, donde se paga el doble por dicho material incautado.

Señaló que en este año, la Policía de la región Tumbes decomisó 20.000 municiones de distinto calibre.

-AFP