A escasas semanas del inicio del año escolar, la directora de la Unidad de Gestión Educativa de Lambayeque, Zoila Uriarte Gonzáles, precisó que unas 40 instituciones educativas de esta provincia se encuentran en mal estado.

Refirió que los recintos educativos de las zonas rurales de las localidades de Mórrope, Salas y Olmos son los que presentan las mayores deficiencias como paredes con grietas y techos desplomados a consecuencia de los fuertes vientos.

“Son 660 colegios públicos en toda la provincia y en mal estado se encuentran algo de 40, que pertenecen en su mayoría a la zona rural”, puntualizó la funcionaria.

No obstante, aseguró que se realizan las coordinaciones con los burgomaestres distritales para que apoyen con el mejoramiento de los ambientes de estudio y así evitar poner en riesgo la vida de miles de menores, quienes desde el 9 de marzo retornarán a las clases.

“Nos urge superar estos inconvenientes y por ello estamos pidiendo el apoyo de los alcaldes. No obstante, también se trabaja gestionando la reconstrucción ante el Ministerio de Educación, ya que estos planteles, la mayoría son de adobe”, finalizó.

Lea más noticias de la región Lambayeque