Defensoría del Pueblo advierte sobre nuevo conflicto social.
Pobladores piden instalación de mesa de alto nivela para resolver problemática. | Fuente: RPP/Referencial

Ante la advertencia de pobladores de las cuencas Llallimayo y Hatun Ayllu de las provincia de Melgar y Lampa (región Puno), por la contaminación de sus ríos, Fredy Mejía, coordinador del módulo Defensorial de Juliaca, señaló que se analizó su problemática en una reunión.

Precisó que entre los principales acuerdos se decidió que se programarán nuevas inspecciones técnicas y tomas de muestras de agua de los ríos por parte del Organismo de Evaluación y Fiscalización Ambiental (OEFA), Autoridad Nacional del Agua (ANA), entre otras entidades afines.

Lo que se busca con estas nuevas intervenciones es determinar la responsabilidad penal sobre supuesta contaminación que producen las empresas mineras instaladas en la zona, que según los lugareños son las causantes de una coloración inusual de los ríos.

Habiendo la posibilidad de un nuevo conflicto social por parte de los lugareños que exigen el retiro de las mineras Aruntani y Las Águilas por supuestamente ser causante de dicha contaminación, se ha exhortado a la Presidencia del Consejo de Ministros (PCM) que actúen oportunamente.

Hoy comité de regantes, dirigentes y autoridades de los distritos de Ocuviri, Vila Vila (Lampa) y de Llalli, Orurillo y Cupi (Melgar), se reunieron para determinar si tomarán medidas de lucha, ya que también piden la instalación de una mesa de alto nivel antes del estallido de un conflicto social.