El Pleno del Congreso aprobó el informe en mayoría de la comisión que investigó el caso de los denominados "petroaudios", el cual exculpa de responsabilidad penal y constitucional a los ex ministros Jorge del Castillo, Hernán Garrido-Lecca y Carlos Vallejos.

El documento recibió el respaldo de 58 legisladores, 32 votaron en contra y dos se abstuvieron, tras varias horas de debate.

El informe, presentado por los legisladores Rafael Yamashiro, Carlos Raffo y Miguel Guevara, pide al Ministerio Publico que profundice las investigaciones para determinar las responsabilidades de los funcionarios que, eventualmente, pudieran estar involucrados en este caso.

Solicita además que la Superintendencia Nacional de Administración Tributaria (Sunat) informe sobre la situación tributaria y los ingresos no declarados de Alberto Quimper, ex director de Perúpetro, y el ex ministro aprista Rómulo León Alegría, dos de los principales implicados en el tema.

 

La aprobación del documento generó el rechazo de varios congresistas del Partido Nacionalista, quienes levantaron carteles en los que se leía frases como: "¡Qué tal faetón!" y "¡Faenón en el Congreso!".

 

Posteriormente, el legislador Del Castillo, quien registró su asistencia pero no votó, pidió la palabra y saludó la decisión de la representación nacional.

 

Comentó asimismo que no tiene memoria para rencores, sino sólo palabras de gratitud para quienes confiaron en su persona.

 

"En este momento no tenemos memoria para rencores, aún los más ácidos comentarios los asimilo y recibo como tales, y solamente tengo palabras de gratitud para los miles de ciudadanos que nos dieron su confianza permanente.

Por su parte, la parlamentaria Mercedes Cabanillas (PAP) consideró que sus colegas nacionalistas que exhibieron los carteles sean sometidos a la Comisión de Ética, por faltar el respeto a la majestad del Legislativo.

 

"Hace un buen tiempo que tanto en la Comisión Permanente como en el Pleno, los señores de la bancada nacionalista vienen desarrollando gestos y gritos absolutamente antidemocráticos e irrespetuosos respecto a la majestad del Parlamento", dijo.