Daniel Figallo: Reunión con Vilcatoma no fue para torcer voluntades

´Nunca intervine para torcer voluntades para fines innobles, (...) mucho menos para generar impunidad´, dijo el ministro de Justicia en el Pleno del Congreso.
ANDINA

El ministro de Justicia, Daniel Figallo se presentó ante el pleno del Congreso de la República para explicar por qué se reunión con la ex procuradora Yeni  Vilcatoma,  quien lo acusó de una supuesta injerencia en la investigación del caso conocido como “La Centralita” y de favorecer al prófugo Martín Belaunde Lossio.

Nunca intervine para torcer voluntades para fines innobles o para favorecer a quienes la ley debe perseguir, mucho menos para generar impunidad”, dijo Daniel Figallo en relación a la reunión que sostuvo con Yeni  Vilcatoma.

Por otro lado, dijo que los audios que se han revelado sobre la reunión con la ex procuradora han sido editados y recortados.

Argumentó que solo cumplió con su deber como ministro de Justicia y que ha sostenido múltiples reuniones como procuradores de otros casos.

En cuando a la presencia del asesor presidencial en temas jurídicos Eduardo Roy Gates en la reunión que sostuvo con Vilcatoma el 15 de mayo, señaló que esta se debe a que el caso Ancash era un tema de interés nacional. El presidente tienen interés por conocer los casos de interés nacional y caso La Centralita claramente lo era, indicó.

Por ello, manifestó que resulta lógico que el Gobierno haya pedido la información relevante al caso, reunión que calificó como "informativa".

Además, el ministro de Justicia sostuvo que si hubiera habido un intento de “torcer la decisión de la procuraduría”, pocos días después de la reunión, no se hubiera dado la orden de prisión preventiva contra Martín Belaunde Lossio.

Daniel Figallo pidió que se entregue la totalidad de los audios sin editar, “completos”, al Congreso.

RESPUESTA DE LA OPOSICIÓN

Por su parte, la oposición, a través del parlamentario Juan José Díaz Dios, insistió en la censura del ministro de Justicia y pidió una fecha para tomar esta decisión. Luego tomó la palabra del congresista Kenji Fujimori, quien dijo que Figallo “representaba lo peor” en cuanto a justicia.

DEBATE SE SUSPENDIÓ 6 HORAS DESPUÉS

La presentación del ministro Daniel Figallo y el debate de los legisladores terminó cerca de las 10 de la noche, cuando la presidencia decidió levantar la sesión.

La moción de censura, que fue presentada por la oposición con el respaldo de 36 votos, no se vería en la presente legislatura, ya que no se convocó a una sesión plenaria para el lunes, último día en el que se reunirán los congresistas en el presente año.

La otra opción que le queda a la bancada de oposición para convocar a otra sesión plenaria y buscar la censura de Figallo es reunir 66 firmas de los parlamentarios, número similar al que se necesita para aprobar una censura.