Hijo de Sánchez Paredes afirma haber financiado a Alan García en 2006

Alfredo Sánchez, hijo de Orlando Sánchez Paredes, aseguró haber financiado con dinero lícito a políticos que hoy se rasgan las vestiduras para negar dicho apoyo.
Foto: Referencial

Alfredo Sánchez Miranda, hijo de Orlando Sánchez Paredes, aseguró haber financiado con dinero lícito a muchos políticos que hoy se rasgan las vestiduras para negar dicho apoyo.

Mencionó, por ejemplo, haber apoyado con 5 mil dólares la campaña electoral de Alan García Pérez, en su deseo de regresar al sillón presidencial en el 2006.

En una entrevista al diario La República, Alfredo Sánchez Miranda detalló que personalmente hizo la donación a la campaña del APRA y que su nombre figura en el padrón.

Agregó que apoyó de diferentes maneras a otros políticos y candidatos, cuyos nombres, dice, no revelará para no seguir haciendo un circo con la situación de su familia.

“Yo he apoyado a muchos candidatos  que ahora tratan de rasgarse las vestiduras y decir ‘yo no lo conozco, que se investigue’, cuando ellos me conocen”, expresó.

Aseguró que sus empresas fueron investigadas por presunto lavado de activos, pero la Policía ni la Fiscalía encontró nada ilícito.

“Nuestro error, cuando todo este problema comenzó fue quedarnos callados. Ahora reclamamos el derecho de ser considerados inocentes hasta que se demuestre lo contrario”, subrayó.

“Mi plata no es del narcotráfico, soy un profesional y tengo empresas. Y la policía y la fiscalía ya han dicho que no hay nada ilícito en ellas”, anotó.

Relación con la familia Nava
Alfredo Sánchez Miranda también formuló algunas precisiones sobre la relación con la familia del secretario de la Presidencia de la República, Luis Nava.

En la entrevista al diario La República, dijo haber mantenido una relación amical de muchos años con José Antonio Nava, dijo de Luis Nava. Confirmó además el viaje que hicieron juntos a Las Vegas por un asunto laboral.
 
“José Antonio, como ahora ha reconocido, era un gran amigo mío y lo invité a que me acompañe a Las Vegas, porque al igual que yo él estaba vinculado al transporte. Nuestra relación más que comercial era amical. El tema comercial se limitó al transporte de insumos químicos para la mina, pero lamentablemente sus unidades no estaban en condiciones adecuadas para hacer este tipo de trabajo”, refirió.