TikTok podría correr riesgo nuevamente en Estados Unidos
TikTok podría correr riesgo nuevamente en Estados Unidos | Fuente: RPP

TikTok parecía haber olvidado la pesadilla generada por el expresidente Donald Trump en 2020, cuando insistió en la necesidad de bloquear la aplicación por presunta colaboración con el gobierno chino. Tras haber quedado en nada el proceso de adquisición por parte de empresas estadounidenses, la Comisión Federal de Comunicaciones (FCC), revive este asunto y pide a Google y Apple retirar la popular aplicación de sus tiendas.

 Ha sido Brendan Carr, comisionado de la FCC, quien ha lanzado el pedido luego de la aparición de informes sobre el acceso a datos privados que los empleados de Bytedance, que viola las garantías de privacidad.

"TikTok no es solo otra aplicación de video. Esa es la piel de oveja. Recopila franjas de datos confidenciales a los que se accede en nuevos informes en Beijing", tuiteó Carr.

Los informes a los que hace referencia el comisionado fueron publicados por BuzzFeed News, en donde se exhiben partes de un audio recogido en más de 80 reuniones sostenidas por ingenieros de ByteDance de manera interna. En algunos momentos, se menciona que estos colaboradores tuvieron acceso a datos no públicos de usuarios entre setiembre de 2021 y enero de este año.

TikTok colabora con EE. UU.

La semana pasada, TikTok anunció la migración de datos de usuarios estadounidenses a servidores de Oracle almacenados en suelo norteamericano. De hecho, Oracle era una de las empresas con capacidad suficiente para adquirir TikTok en 2020.

“Todavía usamos nuestros centros de datos de EE. UU. y Singapur para realizar copias de seguridad, pero a medida que continuamos con nuestro trabajo, esperamos eliminar los datos privados de los usuarios de EE. UU. de nuestros propios centros de datos y pasar por completo a los servidores en la nube de Oracle ubicados en los EE. UU.”, refirió TikTok en su blog corporativo.

En parte del informe, BuzzFeed destaca que empleados estadounidenses de TikTok consultaron sobre el flujo de datos estadounidenses, debido a que no tenían "permiso o el conocimiento de cómo acceder a los datos por su cuenta”.

La respuesta fue “todo se ve en China”, y provino de un miembro no identificado del departamento de Seguridad y Confianza de TikTok el pasado setiembre. En el tuit, Carr etiqueta a Apple y Google solicitando el retiro de la aplicación “por su patrón de prácticas de datos encubiertas”.